Planeación Comunitaria y Participativa de los Territorios Indígenas

En la presente propuesta de acompañamiento temático se busca generar unas bases elementales iniciales para el ejercicio del proceso de planeación en los territorios indígenas, a la luz del desarrollo del Decreto 1953 de 2014. Ciertamente la planeación como proceso es uno de los elementos más importantes de la gestión en cualquier organización social. Si un acto vale la pena realizarse, vale la pena planearse.

En la cartilla que el lector tiene en sus manos, que soporta el proceso de formación de líderes y dirigentes de los territorios indígenas, y que se diseñó para habilitar a cualquier ciudadano que asuma tal responsabilidad dirigencial, se presenta una exploración general al proceso de planeación social y económica con carácter participativo, se plantea el problema de ajustar la mecánica del mismo a las circunstancias propias de los Pueblos y Comunidades Indígenas y se propone una manera de aplicación específica, vía proyectos y planes de acción, para que los contenidos ideales se traduzcan en acciones concretas con un grado alto de acierto.

En el primer segmento se hará una exploración histórico-conceptual de la planeación económica y social, en su dimensión territorial. Se mostrarán allí los elementos constitutivos de la ruta, sus fundamentos y contenidos generales en la cultura occidental y se problematizará la necesidad del ajuste al mundo de lo indígena.

En el segundo segmento se presentan, de forma general, las restricciones y contenidos legales y jurídicos de los principales instrumentos de planeación admitidos por las normas colombianas, con los alcances de una posible articulación o asimilación por parte de los Pueblos Indígenas. Finalmente, en el último segmento se tratan aspectos metodológicos y procedimentales de las principales fases del proceso de planeación, sin que ello sea necesariamente una camisa de fuerza o de obligatoria aplicación. El mundo es dinámico y las metodologías deben ser versátiles y flexibles para mejorar su efectividad.

El propósito de los planes es la acción. Sin la acción, los planes se quedan en contenidos abstractos o en aprendizajes hipotéticos. Finalmente se hacen planes es para llevar las acciones reales a un estado satisfactorio de cosas, que son, en sí mismas, valiosas e importantes para la comunidad. Esperamos que este ejercicio contribuya a fortalecer los procesos de autonomía y libre determinación de los Pueblos Indígenas en sus territorios, en ejercicio de sus derechos legítimos y en cumplimiento de la Ley de Origen y del Derecho Propio.